Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 1

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte

✅ En este artículo hablaremos de pensamiento creativo aplicado a los procesos de innovación. Pero si quieres conocer las claves de la innovación social, te recomendamos visitar innovacionsocial.eu


Todos somos ignorantes. La diferencia es que no todos ignoramos las mismas cosas.

– Albert Einstein

La radio, los motores a reacción, la vacunación e incluso la humilde maleta con ruedas: todos estos productos hacen que nuestras vidas sean más cómodas, convenientes y conectadas. Pero, ¿cómo llegaron a diseñarse y hacerse realidad? A través de la innovación, por supuesto. Sin embargo, eso deja la pregunta: ¿de dónde nace innovación? 

Desafortunadamente, la mayoría de la gente simplemente no lo sabe. Si bien la innovación es la fuerza impulsora detrás del avance tecnológico y el éxito de la civilización, sigue siendo un fenómeno poco conocido. Pero si examinamos el ingenio a lo largo de la historia de la humanidad, podemos comenzar a comprender las condiciones que permiten que la creatividad prospere. 

Este artículo ha sido extraido de parte de los retos formativos de Diseño Social EN+ para extraer algunos ejemplos de los saltos innovadores más asombrosos de la humanidad. Según su propuesta, la innovación es un proceso desordenado, incremental y ascendente que se basa en la colaboración y el libre intercambio de ideas. 

La innovación no es un acto creativo instantáneo practicado por genios solitarios. En realidad, es un proceso colectivo, complicado y complejo. La innovación ocurre cuando innumerables personas comparten, mezclan y construyen encuentros fortuitos e ideas fortuitas. Los nuevos inventos se mejoran lenta y gradualmente con el tiempo a medida que las personas encuentran usos prácticos para las ideas novedosas. Si queremos más innovación en el futuro, debemos fomentar el intercambio abierto de conocimientos y asumir grandes riesgos como individuos, organizaciones y naciones.

La innovación es un proceso colectivo, complejo y desordenado

La ciencia es más que un simple conjunto de conocimientos: es una manera de pensar.

– Atribuida Carl Sagan

La Revolución Industrial, el gran salto en la productividad que inició la era moderna, comenzó cuando los humanos aprovecharon por primera vez el poder del vapor para automatizar el trabajo. Para hacer esto, utilizaron una nueva máquina llamada máquina de vapor atmosférica. ¿A quién agradecemos por este asombroso logro? Un hombre llamado Denis Papin. O, espera, tal vez deberíamos agradecerle a Thomas Savery. O, espere, ¿quizás un tipo llamado Thomas Newcomen merece nuestro elogio? La verdad es que los tres hombres merecen algo de crédito, pero ninguno de ellos puede reclamarlo todo. 

Eso es porque, alrededor de 1700, Papin, Savery y Newcomen produjeron sus propios modelos funcionales del motor atmosférico. Hasta el día de hoy, no está claro quién fue realmente el primero o cuánto influyó cada inventor en los demás. 

A menudo asociamos una nueva invención con un solo creador. Sin embargo, eso es una simplificación excesiva de cómo opera la innovación. Incluso las personas más creativas no trabajan en el vacío. Siempre están influenciados por las herramientas, tecnologías, ideas y estructuras sociales que los rodean. Esto a menudo significa que múltiples fuerzas contribuyen a una innovación, incluso cuando una persona se lleva el mérito (primero público y posteriormente histórico).

Consideremos el caso de la máquina de vapor atmosférica. Este dispositivo relativamente simple calienta y enfría el agua en un cilindro de metal. La presión cambiante causada por el vapor crea un movimiento que puede usarse para trabajar, como bombear agua de las minas. ¿Papin, Savery o Newcomen podrían haberlo inventado completamente por su cuenta? 

Realmente no. Las ideas básicas detrás del dispositivo ya eran temas candentes de discusión en los círculos científicos en ese momento. Papin y Savery, refinaron su pensamiento intercambiando cartas y documentos con otros inventores. Además, Newcomen, que construyó la versión más exitosa del motor, se basó en avances previos en tecnología de herrería para completar su máquina. Por lo tanto, la invención de cada uno de ellos fue también producto de sus antecedentes e influencias.

Este principio se aplica a toda innovación. Si bien Thomas Edison se atribuye el mérito de haber inventado la bombilla en 1879, la verdad es que más de otros 20 creadores patentaron artilugios similares en décadas anteriores. Todos estos pensadores respondían a las ideas y tecnologías que circulaban en ese momento. Por supuesto, algunos de estos intentos fueron mejores que otros, pero ninguna de estas innovaciones se produjo de forma completamente aislada.

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 2

«Uno de los defectos en la forma en que contamos las historias de innovación es que seleccionamos injustamente a las personas, ignorando la contribución de muchos otros ciudadanos anónimos».

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 3

Las innovaciones médicas ofrecen altos riesgos pero recompensas aún mayores

Mientras que la máquina de vapor atmosférica inició la Revolución Industrial, la medicina evolucionó con sus propios procedimientos innovadores, como los siguientes:

Paso uno: busque a alguien que se recupere de la viruela. Quite con cuidado un poco de pus de una de las muchas lesiones abiertas causadas por la enfermedad.

Paso dos: Con un cuchillo o una aguja, corte una herida abierta en su propia piel. No demasiado profundo, pero lo suficientemente profundo como para sacar sangre.

Paso tres: Frote el pus infectado en su herida.

Esta técnica se llama injertoEn la mayoría de los casos, lo hará inmune a la viruela. Si parece asqueroso y peligroso ahora, imagínense cómo le pareció a un europeo en el siglo XVIII. No tenían una comprensión científica de por qué funcionaba, pero funcionó. Entonces, a medida que avanzaba el siglo, la práctica se puso de moda. Salvó innumerables vidas y finalmente condujo al descubrimiento de las vacunas modernas. 

Un hecho interesante sobre la innovación es que las mayores revelaciones no siempre provienen de un descubrimiento deliberado o de una sólida teoría científica. En cambio, se desarrollan poco a poco con el tiempo a través del azar, así como de prueba y error, a medida que las personas buscan soluciones prácticas a sus problemas. En el campo médico, este es un proceso particularmente riesgoso, pero ha dado lugar a muchas prácticas que salvan vidas. 

El escritor y economista Tim Harford estudia los sistemas complejos y ha encontrado un vínculo sorprendente entre los sistemas exitosos: fueron hechos a base de ensayo y error. También nos propone que nos embarquemos en lo aleatorio y comencemos a cometer mejores errores.

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 4
Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 5

Hace unos meses os contamos cómo acabaron metiendo en manicomio al médico húngaro que recomendaba lavarse las manos a los médicos. Aquí tienes su historia completa. Pero pongamos otro ejemplo. Considere el suministro de agua de Jersey City. En 1908, el rápido desarrollo industrial contaminó el agua de la ciudad con escorrentías insalubres. El resultado fueron graves brotes de cólera y otras enfermedades. Con prisa por solucionar el problema, el Dr. John Leal agregó cloruro de cal, un desinfectante, al agua. 

En ese momento, agregar productos químicos al agua potable se consideraba repulsivo. Los ciudadanos locales estaban indignados. Pero Leal había oído rumores de que funcionaba en ciudades europeas, así que lo intentó de todos modos. En unos meses, el experimento dio sus frutos y las tasas de enfermedad se desplomaron. Pronto, las comunidades de todo el país estaban siguiendo el ejemplo de Jersey City. 

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 6

La innovación de procesos ofrece mejoras incrementales

El Salamanca , el Puffing Billy , el Sans Pareil . Estos nombres suenan tontos ahora, pero a principios del siglo XIX, cada uno representaba un pequeño paso hacia la mejora de la forma en que nos movemos. 

En los albores del siglo XIX, el caballo era el rey del transporte. Sin embargo, los inventores creían que una máquina, la locomotora a vapor, podría ocupar su lugar. La parte complicada fue averiguar cómo construir una. Entonces, los ingenieros probaron una gran cantidad de diseños diferentes, dando a cada nuevo prototipo un nuevo nombre atrevido. 

No todos los dispositivos tuvieron éxito, pero algunos realizaron mejoras posteriores en velocidad, seguridad o confiabilidad. En 1829, el Rocket, una locomotora construida por Robert Stephenson, era capaz de transportar 13 toneladas de carga a 30 millas por hora, y el mundo estaba en camino de un boom ferroviario.

A lo largo de la historia, los seres humanos siempre han buscado formas de viajar más rápidas y fiables. Sin embargo, nunca surgió ningún nuevo modo de transporte en una forma completamente perfecta. Por ejemplo, las máquinas elegantes y eficientes que nos llevan hoy en día son el resultado de innumerables personas que realizaron innumerables pequeñas mejoras de diseño a lo largo del tiempo. En el futuro, además de rapidez y fiabilidad, nos enfrentamos a un nuevo reto: que se sean más sostenibles y menos contaminantes.

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 7

Centremonos en la evolución reciente de los automóviles. La mayoría confía en el motor de combustión interna para obtener energía. Isaac de Rivaz, un oficial de artillería franco-suizo, construyó el antepasado más antiguo de esta máquina en 1807. Funcionaba con hidrógeno y oxígeno pero era ruidosa, torpe y propensa a explosiones. En 1860, un hombre de Pensilvania llamado Jean Joseph Lenoir actualizó el diseño para que funcionara con petróleo. Este fue un avance, pero el dispositivo aún era muy ineficiente.

Luego, en 1876, Nikolau Otto, un vendedor de comestibles, refinó la máquina agregando un ciclo de cuatro pasos de compresión y encendido. Apodado el motor de cuatro tiempos, este modelo permitió un funcionamiento más suave. Este diseño fue adoptado por el inventor alemán Karl Benz. En 1894, amplió la potencia del motor y lo usó para conducir una máquina de tres ruedas llamada Motorwagen.

Si bien el Motorwagen fue un éxito entre los ricos, siguió siendo una novedad. Fue necesario otro inventor, Henry Ford, para llevar el automóvil a las masas. En 1909, su proceso de fabricación en línea de ensamblaje hizo que el automóvil Modelo T fuera asequible para más personas. Pronto, los automóviles fueron uno de los medios de transporte más populares. Se necesitaron décadas de mejora lenta y constante, pero el motor finalmente había conquistado al caballo.

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 8
Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 9

Algunas innovaciones son simplemente buenas ideas

Tomemos como ejemplo a una humilde patata. Este sabroso tubérculo es la base de muchos platos populares que amamos hoy, pero no siempre fue así. Al menos, no fue en Europa. Eso requirió algo de innovación.

Cultivada por primera vez hace más de 8.000 años en la Cordillera de los Andes de América del Sur, la patata no llegó al Viejo Mundo hasta mediados del siglo XVI. 

Durante décadas, los europeos miraron las patatas con recelo. La iglesia en Inglaterra los prohibió. La gente en Francia creía que causaban lepra.

Sin embargo, poco a poco, la gente aprendió a amar este cultivo robusto y rico en nutrientes. La idea de comer patatas se hizo popular por primera vez en Bélgica. Entonces la idea se extendió por todo el continente. En el siglo XIX, la mayoría de los países europeos habían hecho de la patata un nuevo alimento básico en su cocina. 

A menudo, el concepto de innovación se reduce a invención tecnológica. Es decir, pensamos en la innovación como el proceso de crear nuevos elementos tangibles, como máquinas que ahorran trabajo o artilugios electrónicos. 

Algunas de las innovaciones más influyentes de todos los tiempos no son objetos en absoluto. En cambio, son ideas que abren nuevas formas de acercarse al mundo o resolver problemas. Es la innovación social.

Un ejemplo de innovación intangible que utiliza todos los días es el sistema numérico arábigo, más comúnmente conocido como números. Sí, incluso la idea de usar 1, 2 y 3 fue una vez revolucionaria. Este sistema de conteo fue desarrollado por primera vez por eruditos indios alrededor del año 500 d.C. Luego fue adoptado por los comerciantes árabes en el siglo IX y finalmente encontró un punto de apoyo en Europa en el 1200 gracias a un autor italiano conocido como Fibonacci.

Fibonacci abogó por el uso de números arábigos porque eran más prácticos que los números romanos populares en ese momento. Su ventaja clave era su sistema posicional. Mientras que el número romano V siempre significa cinco, el valor arábigo de cinco cambia según su posición en una secuencia. Entonces, un cinco seguido de un cero significa 50, un valor diez veces mayor.

Esto parece un pequeño cambio, pero abre un mundo completamente nuevo para las matemáticas. Con los números arábigos, es posible hacer cálculos más avanzados como multiplicación, división y álgebra. También es mucho más fácil llevar registros financieros y hacer contabilidad. Adoptar la idea de los números arábigos fue una innovación esencial para lanzar a Europa a una nueva era de comercio, comercio y descubrimiento científico.

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 10

Imagina cuán importante es para la ciencia y las mátemáticas esta decisión. Pero no se quedó ahí. El lenguaje matemático ha evolucionado tanto que os dejamos un sencillo ejemplo de su innovadora complejidad. La ecuación de Euler es considerada la expresión matemática más hermosa de todos los tiempos ya que reúne en una sola expresión a los cinco números más importantes de la historia de las matemáticas y de la historia de la humanidad.

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 11


El 1 y el 0: nos llevan a los primeros albores de la aritmética y de la filosofía, sobre todo a los pitagóricos que pensaban que el mundo estaba hecho de números-cosas.

Pi: está en el origen de la geometría como razón constante del círculo y su radio. Nos conduce a la primera catástrofe en matemáticas, el descubrimiento de los números irracionales, que dejó pensativos a los pitagóricos tardíos y que Platón los integró en la estructura del mundo para mostrar que el último componente del universo tiene algo de irracional.

i: la raíz cuadrada de -1, es el número imaginario que nos lleva a la fusión de geometría, aritmética y álgebra y al nacimiento del análisis, el lenguaje en el que está escrita la naturaleza. Está en el origen de la revolución científica y de la modernidad. Y da origen a los números complejos, ampliación de los reales e imaginarios, y con ello a un espacio conceptual en el que nos abismamos.

e: es la base de los logaritmos naturales o neperianos. Es el número más social de todos: está en el origen del capitalismo. Fue descubierto como límite de las series de interés compuesto con las que trabajaba la banca de los primeros momentos. Se convirtió en la base de los logaritmos naturales y en el número tal vez más importante de las matemáticas.

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 12

La ecuación de Boltzmann relaciona la entropía de un sistema con la probabilidad del estado del sistema y contiene una de las constantes básicas del universo, la constante de Boltzman (entre temperatura absoluta y eneregía). En la fórmula está escrita la época contemporánea y relaciona las tres grandes conquistas que transformaron el mundo desde el siglo XIX: la domesticación de la energía, la domesticación de la probabilidad y la domesticación del azar.

La energía fue el gran tema desde la máquina de vapor a Hiroshima, lo mejor y lo peor en cuanto las innovaciones recientes. La comprensión de la probabilidad transformó la ciencia y la sociedad: desde la termodinámica, mecánica estadística y mecánica cuántica a los juegos de bolsa, los seguros y la economía neoliberal. Aunque mucho ha cambiado las ciencias de la información desde la creación ecuación, esta ya reconoce que cambió nuestro mundo.

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 13

Nuestro deseo de comunicar impulsa la innovación rápida

Baltimore, Maryland, 1843. El Partido Whig celebra una convención y nomina a Henry Clay para presidente. Es una gran noticia y, por lo general, un tren tardaría más de una hora en entregar los resultados a Washington, DC. Pero, este año, el mensaje llega en segundos. 

¿Cómo? Gracias al telégrafo, un invento completamente nuevo instalado por Samuel Morse. Transmite información enviando señales eléctricas a través de un cable suspendido. Es la primera innovación práctica en el campo emergente de la tecnología de comunicación electrificada. El teléfono llega unos años más tarde, en 1876. La radio inalámbrica pronto llega en la década de 1890.

A principios de siglo, las personas distantes están más conectadas que nunca. Sin embargo, esto es solo el comienzo. Durante las próximas décadas, las innovaciones en la tecnología de la información y las comunicaciones revolucionarán el mundo.

Antes de que Morse marcara los primeros puntos y guiones a través de un telégrafo, la comunicación se realizaba cara a cara o mediante objetos físicos como cartas y libros. Las ideas se difunden más lentamente y el acceso a la información depende de los materiales impresos que pueda tener en sus manos. Sin embargo, el advenimiento de las comunicaciones electrónicas como el telégrafo, el teléfono y, finalmente, las computadoras lo cambió todo, y rápidamente.

Es difícil exagerar la rapidez con la que se adoptó la nueva tecnología de comunicación. La primera línea de telégrafo se completó en 1844. Para 1855, había 42.000 millas de líneas solo en los Estados Unidos. A fines de la década de 1870, los cables telegráficos se extendían por los océanos Atlántico y Pacífico. La radiodifusión tiene una trayectoria similar. Comenzó con una sola estación en 1900 y se convirtió en la forma dominante de comunicación pública en la década de 1930.

Las computadoras también se convirtieron en una parte esencial de la vida diaria a un ritmo asombroso. Esto se debe en parte a la rapidez con la que la tecnología informática mejoró y se miniaturizó. La capacidad de procesamiento de una computadora está determinada por la cantidad de transistores que tiene. Las mejoras incrementales hacen que los transistores sean más pequeños y más fáciles de producir, lo que permite que más transistores se alojen en menos espacio. Este fenómeno a veces se denomina Ley de MooreEntonces, en 1975, el chip de computadora promedio tenía 65,000 transistores. Hoy, ese número asciende a miles de millones y son mucho más baratos.

Ahora que Internet conecta todas las computadoras del mundo, compartir información es más fácil que nunca. Esta innovación ha cambiado el panorama político al otorgar una enorme cantidad de poder a quienes controlan la tecnología de la comunicación. Ahora, las empresas más influyentes del mundo son motores de búsqueda como Google e imperios de redes sociales como Facebook. 

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 14

La innovación se basa en el azar, la colaboración y la recombinación

Las sartenes antiadherentes en tu cocina, los abrigos Gore-Tex usados ​​en ambientes extremos, las cámaras de gas flúor en las primeras bombas atómicas. ¿Qué tienen todos estos en común? Todas son innovaciones basadas en politetrafluoroetileno o PTFE.

El PTFE se sintetizó por primera vez en 1938, por accidente. Un científico que investigaba refrigerantes almacenó gas tetrafluoroetileno a temperaturas bajo cero. El químico se solidificó en una sustancia dura que era inusualmente estable y resistente al calor. No funcionó como refrigerante, pero otros científicos descubrieron que en otros contextos, podría usarse para mucho más. Esta historia del PTFE es útil porque demuestra la forma compleja en que realmente funciona la innovación. 

Cada historia de innovación es diferente, pero si observa de cerca, verá que a menudo siguen un patrón similar. Muchas de las mayores innovaciones comienzan con un poco de serendipia. Alguien tiene un golpe de suerte, una percepción inusual o un hecho aleatorio. Luego, otros retoman el descubrimiento y lo aplican a nuevas situaciones. Mediante ensayo y error, aplican la nueva idea o invención en diferentes contextos hasta que encuentran un uso práctico.

Considere la práctica moderna de usar ADN como evidencia forense en casos criminales. Nadie se propuso específicamente crear esta innovación. En cambio, comenzó en 1977, cuando Alec Jeffreys, un científico de la Universidad de Leicester, trató de desarrollar un método utilizando ADN para diagnosticar enfermedades. Mientras recolectaba muestras, vio que el ADN se parecía mucho a las huellas dactilares, es decir, el código genético de cada persona era diferente. Un descubrimiento casual. 

Mientras tanto, la policía local luchaba por resolver un espantoso asesinato. Se preguntaron si el descubrimiento de Jeffery podría ayudar a resolver el misterio. Entonces, el científico y la policía trabajaron juntos. Comenzaron a recolectar y analizar más de 5,000 muestras genéticas de sospechosos locales. Luego los compararon con el ADN encontrado en la escena del crimen. Finalmente, encontraron una coincidencia. Caso cerrado.

Debido a que gran parte de la innovación sigue este mismo patrón, es posible identificar las condiciones donde es más probable que suceda. La innovación prospera cuando las personas pueden cruzarse, mezclarse e intercambiar ideas. Por eso, a lo largo de la historia, las universidades, los centros comerciales y las principales ciudades han producido constantemente innovaciones novedosas. Al reunir en un solo lugar a diferentes personas con diferentes conocimientos, perspectivas y culturas, estos contextos fomentan el tipo de interacciones que impulsan la innovación.

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 15

La innovación no siempre viene de arriba hacia abajo

En 1924, el gobierno británico quería construir una aeronave civil capaz de viajar a través de los océanos. Esto planteó la pregunta: ¿debería la tarea ser manejada por el gobierno o por la industria privada? Decidieron probar ambos enfoques. El Parlamento contrató un laboratorio del gobierno y una empresa privada, Vickers, para construir dos barcos.

¿Cómo se desarrolló este experimento? Bueno, en 1930, Vickers había diseñado el R100, un avión ligero, rápido y eficiente. Viajó a Canadá y regresó sin problemas. Mientras tanto, el laboratorio del gobierno construyó el R101, un barco más pesado y costoso. En su viaje inaugural a Karachi, Pakistán, solo llegó a Francia antes de estrellarse, matando a 48 pasajeros. 

Existe la noción popular de que la innovación requiere orientación y financiación directamente del estado. Este argumento postula que la industria privada, en una búsqueda constante de beneficios fáciles, evitará la investigación y el desarrollo costosos necesarios para crear ideas verdaderamente nuevas. En su lugar, las empresas acumularán sus patentes y simplemente renovarán los productos antiguos. ¿Pero es esto cierto?

No exactamente. Si bien es cierto que la investigación dirigida por el gobierno hace grandes descubrimientos, a menudo se necesita el ingenio de la empresa privada para convertirlos en innovaciones prácticas. Piense en Internet. Los componentes básicos de las redes informáticas fueron creados por la Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de Defensa, un laboratorio del gobierno estadounidense. Sin embargo, la World Wide Web no despegó como una necesidad doméstica hasta que empresas privadas como Cisco comenzaron a experimentar con la tecnología en las décadas de 1980 y 1990.

Esta dinámica ocurre porque los grandes proyectos gubernamentales a menudo no son sensibles a las necesidades o deseos de la gente común. Además, pueden ser lentos para adoptar ideas nuevas e innovadoras. Sin embargo, las grandes empresas también pueden sufrir esta tendencia. Es por eso que incluso las empresas gigantes a veces son usurpadas por emprendedores valientes.

¿Recuerdas a Kodak? Esta empresa fue una vez el maestro indiscutible de la industria de la fotografía. Las cámaras de película eran su producto estrella. Entonces, en 1975, cuando uno de sus científicos construyó una versión temprana de una cámara digital, su innovación fue ignorada. Los directivos simplemente no vieron el potencial en su voluminoso aparato electrónico. Sin embargo, las empresas más pequeñas lo hicieron. Y desarrollaron sus propios productos, que se apoderaron del mercado. Por lo tanto, Kodak se perdió la revolución de la fotografía digital y se declaró en bancarrota en 2012. 

Por tanto, no se trata de dónde procede la innovación sino cómo se produce esa innovación y cómo puede ayudar al bien común.

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 16

La innovación siempre se enfrentará a nuestra resistencia conservadora

Date un paseo por el pasillo de productos lácteos de tu supermercado. Verás una amplia selección de mantequillas y margarinas colocadas una al lado de la otra en perfecta armonía. Pero no siempre fue así.

Cuando se inventó la margarina por primera vez en 1869, causó un gran revuelo. La pasta aceitosa era más barata y más estable que la mantequilla. La industria láctea, temiendo a la competencia, lanzó una campaña feroz contra ella. El Consejo Nacional de Lácteos incluso falsificó estudios que mostraban que era peligroso. En la década de 1940, dos tercios de los estados estadounidenses habían prohibido este alimento.

Por supuesto, el fervor finalmente disminuyó y la margarina se convirtió en un alimento aceptado. Sin embargo, esta batalla de la mantequilla muestra que incluso las nuevas creaciones inofensivas pueden avivar la controversia.

Cuando una idea o invento verdaderamente novedoso llega a la escena, a menudo será rechazado. Esto se debe a que la gente común a menudo teme al cambio. Además, las industrias establecidas no quieren arriesgarse a perder su supremacía. Esta es la razón por la que los criadores de caballos lucharon contra los tractores, los recolectores de hielo intentaron sofocar la tecnología de refrigeración y algunos músicos inicialmente querían prohibir que las estaciones de radio reprodujeran música grabada.

Otra forma en que se frena la innovación es mediante la aplicación demasiado agresiva de las leyes de propiedad intelectual. Cuando se aplican correctamente, estas leyes, como los derechos de autor y las patentes, incentivan la innovación al dar a los creadores el uso exclusivo de sus ideas durante un breve período de tiempo. Esto permite que los innovadores originales se beneficien. 

Sin embargo, como sabemos, la innovación requiere compartir ideas y aprovechar el trabajo de otros. Desafortunadamente, los derechos de autor se han ampliado constantemente, lo que dificulta este proceso. En los Estados Unidos, un copyright solía durar 14 años. En 1976 se amplió para que dure la vida del autor más 50 años. En 1998, 50 se amplió nuevamente a 70 años. Estas leyes ya no benefician al creador original post-mortem, pero mantienen las buenas ideas alejadas de posibles nuevos usos.

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 17

La innovación es deficiente en Occidente, pero está en auge en otros lugares

Imagina el mundo en 2050. ¿Qué maravillas ves? ¿Quizás ve un sistema médico donde la terapia génica y los tratamientos con células madre han eliminado la mayoría de las alergias, cánceres y otras afecciones? ¿O tal vez una red de transporte donde la inteligencia artificial pilote los coches de forma rápida y segura? ¿O una revolución de energía verde donde la fusión nuclear nos proporciona energía ilimitada? ¿Acabaremos con la pobreza y la injusticia social?

sAhora, pregúntate: ¿Llegaremos alguna vez a ese futuro ideal? ¿Nos dirigimos siquiera en la dirección correcta? Al observar el estado actual de la innovación, puede ser difícil decirlo con certeza. Puede depender del lugar donde vivas.

En gran parte del mundo, los últimos siglos han estado llenos de asombrosos avances en innovación. En meras generaciones, los países occidentales han pasado de economías en gran parte agrarias a potencias industrializadas electrificadas. Incluso ahora, cada día parece traer novedades en sectores como las comunicaciones y la tecnología informática. 

Sin embargo, junto con estos cambios, otros sectores están extrañamente estancados. En el ámbito del transporte, no ha cambiado mucho. En 1958, el avión comercial promedio viajaba a 600 millas por hora. Hoy, se mueven aproximadamente al mismo ritmo. Ha habido mejoras en los márgenes de aspectos como la eficiencia del combustible, pero los fundamentos están intactos.

El mundo empresarial también es menos dinámico. En los Estados Unidos, las nuevas empresas constituían el 12% de la economía en 1980. En 2010, solo representaban el 8% Al otro lado del Atlántico, las cosas están aún más añejas. En cuanto a las 100 empresas más valiosas de Europa, solo dos de ellas tienen menos de 40 años. La mayoría de las industrias parecen más centradas en proteger las ganancias actuales que en nuevas ideas audaces.

Entonces, ¿dónde está ocurriendo la innovación? Sobre todo en naciones emergentes como China. Durante las últimas décadas, este país ha invertido recursos y mano de obra en la urbanización y las nuevas tecnologías. Ahora, empresas chinas como Tencent y Alibaba están a la vanguardia de industrias en crecimiento como las redes sociales y los servicios financieros. Además, las universidades chinas están haciendo grandes avances en campos como la edición de genes y la inteligencia artificial. 

¿Puede el mundo occidental mantenerse al día? Tal vez. Requeriría un espíritu renovado de innovación con un marcado caracter GLOBAL Y SOCIAL. Las empresas deberán asumir más riesgos, los trabajadores deberán dedicale más horas y los gobiernos deberán fomentar el intercambio libre y abierto de ideas que impulsaron los auges anteriores. Todo eso, más un poco de suerte, volverá a poner la innovación en la agenda ODS.

Curiosidades asombrosas de la historia de la innovación. Anécdotas y secretos creativos que pueden ayudarte 18