El plan para hacer caer el petróleo ya estaba previsto antes de la crisis sanitaria

Según este interesante artículo sobre las teorías sobre la aparición del Covid-19 y quién saldría ganando con él, ya apuntábamos a que esta caída repentina del consumo del petróleo YA ESTABA PREVISTA.

El petróleo cae a mínimos de 2016 tras el desacuerdo entre Rusia y la OPEP para recortar la oferta por el coronavirus. ¿Quién sale beneficiado?

¿Qué tiene que ver el covid-19 con el precio del petróleo?

El coronavirus ha tenido consecuencias inmediatas sobre el sector petrolífero, que como sabemos lleva años atenazado por el problema de los bajos precios y los costes crecientes. Por lo pronto, la OPEP decidió reducir su producción de petróleo en 1,5 millones de barriles diarios para hacer frente a la situación, en un movimiento que parece indicar que ellos están dispuestos a asumir la mitad de la reducción, pero que la otra mitad la deberían asumir el resto de países productores.

La caída de producción de la OPEP, que será asumida principalmente por Arabia Saudita (que como os comentábamos, ya sufrió en el pasado una epidemia de coronavirus) y supondrá un alivio importante justamente para ese país.

En septiembre de 2019 unos atentados (¿quién estaría detrás de ellos?) comprometieron seriamente la capacidad productiva saudí, y no era de esperar que se pudiera reestablecer la producción plenamente antes de entre 6 y 9 meses.

Para compensar la parte faltante de la producción, Arabia Saudita ha ido tirando del petróleo que tenía almacenado en sus depósitos para cumplir sus compromisos internacionales, pero esa estrategia no podía prolongarse más que unos pocos meses.

Así que la llegada de la crisis del coronavirus fue más que bienvenida para Arabia Saudita, porque al mismo tiempo le va a permitir avanzar con menor presión en la reconstrucción de sus instalaciones, y por el otro podrá aprovechar este tiempo para recargar sus depósitos. Si la crisis del coronavirus se prolonga dos o tres meses más, seguramente eso será suficiente para que la industria petrolífera de Arabia Saudita pueda recuperarse del todo.

El plan para hacer caer el petróleo ya estaba previsto antes de la crisis sanitaria 3

La estafa de compañías petrolíferas que han salido a Bolsa

Como ejemplo de cómo los grandes inversores ya predecían la caída y vendían sus participaciones.

¿Cómo te deshaces de una compañía que muy pronto entrará en quiebra? Inflando sus beneficios y sacándola en bolsa para vender caro lo que luego no valdrá nada.

La petrolera saudí Aramco, la mayor del mundo, confirmó su salida a la Bolsa en noviembre de 2019. El anuncio se producía tan sólo horas después de que la Autoridad de Mercados de Capital saudí diera el visto bueno. No había tiempo que perder. Moody’s y Fitch calificaron recientemente la empresa como la que más ganancias tiene del mundo, con un beneficio neto de 111.100 millones de dólares en 2018, según sus estimaciones.

El plan para hacer caer el petróleo ya estaba previsto antes de la crisis sanitaria 4

Publicamos noticias de reflexión que hacen de este mundo un lugar mejor Pero TE NECESITAMOS ¡Ayúdanos compartiendo esta noticia entre tus amigos y tus redes sociales!