¿Quieres desarrollar una mejor rutina de trabajo? Desde el nocturno Balzac (quién sufría de insomnio) hasta el súper trabajador Voltaire. Aquí tienes las rutinas de algunas de las mentes más brillantes de nuestra historia moderna y cómo organizaban su día.

Solía decir Picasso que “la inspiración existe pero cuando llega debe encontrarte trabajando”. Si atendemos al gráfico superior su inspiración debía llegarle mayormente tras la hora de comer, pues es cuando se dedicaba al trabajo creativo. Tal y como se puede apreciar en la imagen existe una gran diversidad de patrones y rutinas en todas estas figuras creativas. Desde los que optan por el trabajo en horario nocturno, hasta los más diurnos. A Balzac, Mozart, Freud, Kafka, Flaubert y Picasso les gustaba trabajar de noche, mientras que Dickens, Nabokov, Amis, Strauss, Tchaikovsky eran totalmente diurnos.

Una cosa sí puede apreciarse y es que la mayoría de estas figuras se levantaban pronto para trabajar y más bien, salvó algunas excepciones como Mill, Dickens o Hugo, hacían poco ejercicio físico. La mayoría se levantaban a las 8 de la mañana o antes. ¿Se es más prolífico por despertarse más temprano? Esta pregunta la respondimos en una entrada anterior. También resulta curioso ver la cantidad de tiempo dedicado a ocio y comida, en ocasiones superando incluso el tiempo dedicado a trabajo (ver los casos de Murakami, O’Connor y Styron).

Clica en el siguiente enlace para ver la versión interactiva (via Podio).

¿Te gustó esta historia?
¡Con un "Like" podrás ver muchas más!