muhimu.es

La vida no es un juego de azar. No es un casino donde invertir tus días. Es una obra de arte para contemplar y crear. Siente, ama, crea.

"¿Y ahora... qué?" Cómo superar una RUPTURA AMOROSA 1

«¿Y ahora… qué?» Cómo superar una RUPTURA AMOROSA

Actualizado el martes, 31 enero, 2023

Una ruptura siempre es una situación muy compleja. Te aviso desde ya que van a surgir muchas emociones contradictorias. Tus propios pensamientos te torturarán. Y lo peor de todo… es que eso es normal.

Todas esas reacciones emocionales son normales en todas las personas que están pasando por tu situación. Pero tranquilízate, porque es algo que se puede gestionar.

Las rupturas pueden ser emocionalmente agotadoras y difíciles de superar. Pero con las estrategias correctas, es posible encontrar una salida a la oscuridad y comenzar a sanar. En este artículo, exploraremos algunos consejos prácticos sobre cómo superar una ruptura y seguir con tu vida. Desde comprender sus emociones y buscar el apoyo de amigos y familiares, hasta participar en actividades que lo hagan sentir mejor, estas estrategias pueden ayudarlo a sobrellevar el dolor de una ruptura y, finalmente, conducirlo hacia un futuro mejor.

"¿Y ahora... qué?" Cómo superar una RUPTURA AMOROSA 2
Infografía sobre las rupturas amorosas

Verdades incómodas sobre las rupturas de pareja

Para enfrentarte mejor a esta situación, lo mejor es que sepas todos los secretos sobre la ruptura que siempre quisiste saber, pero que nunca te quisieron contar. Estas son algunas verdades incómodas sobre las rupturas de pareja.

  • Para empezar, en el desamor también se sufre un duelo. Como cuando perdemos a un ser querido, por ejemplo. Aunque esto no es nuevo. Seguro que lo sabías. Lo que no sabías es que el desamor no es lineal. La ruptura no es cíclica. Es como una montaña rusa. Vas a tener muchos altibajos.
  • Ninguna ruptura es una decisión fácil. No es una decisión hecha por puro egoísmo. Influyen muchos factores. Esta afirmación no va a evitar que nos lo sigamos tomando de forma personal. Es inevitable. Es algo que nos toca muy cerca. Pero tened en cuenta que ninguna ruptura se hace por capricho.  
  • No solamente rompes con tu pareja. Rompes también con familiares, amigos en común, rutinas… En definitiva, rompes con un estilo de vida.  
  • Te sentirás solo. O que no mereces ser amado. Sentirás tristeza, rabia, culpa. Posiblemente surgirá tu peor repertorio emocional. Y será horrible vivir todo eso. Pero como dijimos antes, son emociones normales. Se pueden gestionar.  
  • Y ahora, lo más incómodo de todo. Las rupturas duelen. Y mucho. No se puede evitar… y además es necesario.
"¿Y ahora... qué?" Cómo superar una RUPTURA AMOROSA 3
Una ruptura a tiempo es una noticia para el amor

Como dijimos más arriba, debemos atravesar un duelo si queremos superar esta dolora experiencia. Sin embargo, este duelo se sentirá diferente. Recordad que en este caso, no nos estamos despidiendo de una persona que ya no estará. Sino que estamos dejando ir a una persona que seguirá con su vida, y no la compartirá más con nosotros.

Este duelo, también consta de sus fases. Pero no son fases secuenciales. Recordad que en estas experiencias, muchas emociones serán cíclicas hasta que encontremos nuestro propio equilibrio:

  1. Primero vendría un estado de shock. nos impactamos, nos asustamos. Negamos lo que ha ocurrido. Nos aislamos. No podemos digerir bien la situación y nos desbordan las emociones.
  2. Después pasamos por una fase de confusión. Es una fase muy contradictoria. Surgen muchas dudas, y muchos sentimientos encontrados. Hay mucha ira y frustración. Piensas ahora que podrás con ello, pero justo después piensas que no podrás. Es una montaña rusa de emociones.  
  3. Después pasamos por otro estado de duda. Analizamos la relación. Bueno, aunque más analizarla, la rumiamos. Intentamos encontrar un sentido a todo lo que ha pasado. Le damos muchas vueltas a todo. Y empiezan a surgir los porqués sin respuesta. Y los debería…  
  4. Y finalmente llegamos a la aceptación. El tiempo ha pasado. El dolor se ha reducido. Empezamos a verlo todo con un poco de perspectiva. Y aunque de vez en cuando nos acordemos de nuestro o nuestra ex, sabemos que esa etapa ya ha pasado.

Y ahora bien. Visto que no podemos deshacernos mágicamente de los momentos desagradables, ¿cómo hago para que este pasaje sea lo mejor posible?

A continuación, propondré algunas estrategias centradas en los tres aspectos de nuestro comportamiento: que son nuestros pensamientos, las emociones, y las conductas.

ESTRATEGIAS EMOCIONALES

En cuanto a nuestras emociones, está claro que no tenemos un control directo sobre ellas. Todo depende del estímulo que las desencadene. Así que los siguientes consejos estarán encaminados a controlar esos estímulos:

  • Para empezar, acepta que te vas a sentir mal. Aunque luches por evitarlo, el dolor no se va a ir. Recuerda que todo forma parte del proceso de adaptación y equilibrio de tu organismo. Pero si luchas contra ello, generarás más malestar aún.
  • Cuidado con las obsesiones. Algo muy común en estos casos. Evita stalkear a tu ex. O seguirle. O el contacto continúo. Eso no provoca alivio ninguno. Al revés. Aumenta la ansiedad. Porque él o ella seguirán con su vida mientras que tú te quedas paralizado.
  • No te guardes nada. Aprende a expresar tus emociones. Si hay rabia, expresa rabia. Si quieres llorar, llora. Esas son emociones muy expresivas que ayudan a vaciar la tensión. Otra cosa, son los sentimientos de odio hacia la otra persona, o el sentimiento de autodesprecio. Eso ya no forma parte de lo común. Son construcciones tuyas que no te hacen nada de bien.
  • Aprende algunas técnicas de relajación. Como a controlar la respiración, o la relajación muscular. Te permitirá regular la ansiedad en sus momentos más críticos.

ESTRATEGIAS DE PENSAMIENTO

Pasemos ahora a los pensamientos, donde sí hay mayor percepción de control.

  • Básicamente cuida tu forma de pensar. No seas alarmista. Sí, te vendrás muchos pensamientos muy catastrofistas. Pero ya sabes que esos pensamientos son producto de tu estado emocional. Esos pensamientos son limitantes y puedes deshacerte de ellos.
  • Y a parte de saberte cuestionas esos pensamientos que no te llevan a ningún lado, también necesitarás saber callarlos cuando sientas que no puedes controlarlos. Refúgiate en un pensamiento alegre, o en un estímulo externo que ter ayude a desconectas de esos pensamientos intrusivos.

ESTRATEGIAS CONDUCTUALES

Y finalmente, vayamos con las conductas. Cosas que van más allá de solo pensar o sentir.

  • A medida que pasa el tiempo. Ve cambiando de tema poco a poco. En principio, lo único que querrás hablar con tu familia y amigos será concretamente de eso. De la ruptura. Y en principio está bien. Pero poco a poco, que tu discurso lo ocupen otras cosas.
  • Recupera las actividades que te realizaban. Es posible que hayas abandonado algunas. O no te permitieras probas cosas que querías hacer. Pues bueno. Este es el momento de probar cosas nuevas, o de reforzar las que más te gustan. Es una forma de volver a la normalidad.
  • Practica deporte. Siempre viene bien para todo. Desestresa, te sientes bien, es un buen desafío para comenzar. Y te permite conocer a nuevas personas en el futuro.
  • Lleva un registro. O sea. Un diario. Es un consejo que suelo dar mucho… pero pocos lo siguen. Sin embargo, es algo muy útil. Porque escribir te permite ordenar tus ideas en la cabeza. Más que hablar. Ya decíamos esto cuando hablábamos de la escritura como terapia.
"¿Y ahora... qué?" Cómo superar una RUPTURA AMOROSA 4
Infografía sobre las medias naranjas

Y bueno, como consejo general. Si sientes que es un proceso demasiado duro, y necesitas ayuda, no dudes en contactar con un profesional.

Bien, y antes de terminar, os contaré el último secreto que nunca te contaron sobre las rupturas: No es el fin.

Una ruptura es sólo el final de un episodio. Pero pude ser una oportunidad para aprender y conocerte mejor.

Aunque el texto parece muy catastrofista. Seguro que hay alguien en la audiencia que dirá que no lo pasó tan mal como lo pinto… Y otros dirán que ni por asomo las cosas son así. Que es mucho peor.

Pero al igual que no hay dos relaciones iguales, no hay dos desamores iguales. Los habrá quienes los vivan con más o menos intensidad. Unos habrán tenido relaciones normales que llegaron a su final por los motivos que sean. Y otros se sentirán atrapados en una relación de dependencia.

Lo que sí es verdad es que este es el comportamiento de nuestro cuerpo y nuestra mente ante el desamor. Y lo vivas como lo vivas, vivirás esto.

"¿Y ahora... qué?" Cómo superar una RUPTURA AMOROSA 5
Síndrome de Takotsubo explicado por PICTOLINE

5 pasos para superar una ruptura

Necesitamos divorciarnos de la idea de que las relaciones románticas están destinadas a durar para siempre. Una relación que termina en una separación amorosa y respetuosa no es un fracaso. De hecho, una separación es una oportunidad preciosa para crecer: para practicar la bondad con tu pareja y contigo mismo; hacer un balance de las esperanzas y los sueños de su vida; y viajar por un camino más gratificante. 

Conscious Uncoupling (por Katherine Woodward Thomas) es una guía para moverse con gracia más allá de una relación disfuncional y pasar a la siguiente fase de la vida. Ofrece un método consciente para navegar la separación en cinco simples pasos.

No dejes que tu ruptura te deje destrozado

Cuando Gwyneth Paltrow y Chris Martin compartieron que se estaban “desvinculando conscientemente”, el anuncio fue recibido con sorpresa. Parecía que ni siquiera podían divorciarse como simples mortales. Pero, ¿estaba realmente justificado el cinismo colectivo? 

El desacoplamiento consciente no es solo otra tendencia de celebridades como los jugos depurativos y los huevos de jade. Es un método terapéutico acreditado que ofrece a las parejas un camino hacia una separación gratificante. 

Así es, una separación gratificante . Las rupturas no tienen por qué ser amargas, insatisfactorias o francamente tóxicas. Pueden ser amables, respetuosos y satisfactorios. Con la separación consciente, usted y su ex pareja pueden honrar el amor que compartieron, incluso cuando rompen sus lazos. 

La forma en que amamos está cambiando rápidamente. No hace mucho tiempo, la sociedad prohibió el matrimonio entre personas del mismo sexo, las relaciones interraciales e incluso la convivencia antes del matrimonio. Hoy en día, somos mucho más flexibles y estamos mejor gracias a ello. ¿No es hora de que actualicemos también la forma en que nos separamos? 

En estos consejos para superar una ruptura, encontrarás:

Tienes que dejar de jugar al juego de la vergüenza

La sociedad está comprometida con la idea de que la pareja es igual al éxito. Ser pareja significa seguridad financiera, prestigio social, publicaciones de Instagram amadas y el fin de los parientes entrometidos que preguntan por qué no se han emparejado. ¿Qué no se podría amar? 

Bueno, si la pareja es igual al éxito, la separación es igual al fracaso. Y, si bien las rupturas son difíciles, el estigma que rodea a las separaciones suele ser igualmente difícil de soportar. O más duro.

Perder el amor es bastante difícil. Con la vergüenza social añadida que a menudo se acumula en las parejas separadas, el dolor puede resultar insoportable.

Imagine que no hubiera un estigma social asociado con la separación. ¿Imagina que pudieras dejar una relación defectuosa sin experimentar la vergüenza que muchos de nosotros sentimos cuando fallamos en «hasta que la muerte nos separe»? 

Aquí está la cosa: «hasta que la muerte nos separe», por agradable que suene, no es una meta realista para muchas parejas contemporáneas. 

Claro, tradicionalmente, el matrimonio es para siempre. 

Pero hemos abandonado muchas tradiciones matrimoniales que han dejado de servirnos. Ya no es legal obligar a una viuda india a arrojarse a la pira funeraria de su marido. Y las novias chinas no están obligadas a tener los pies vendados para que no puedan huir de sus maridos. 

Sin embargo, una tradición que no hemos dejado atrás es la promesa convencional entre la novia y el novio de permanecer juntos «hasta que la muerte nos separe». Las parejas de habla inglesa han estado haciéndose esa promesa bastante extrema desde el siglo XIV. 

Rompamos esa promesa. En el siglo XIV, la esperanza media de vida estaba más cerca de los 40 que de los 80 años. Y el matrimonio se consideraba una proposición económica más que una expresión de amor romántico.

No es casualidad que los cuentos de hadas que respaldan un «felices para siempre» se contaron por primera vez en esa misma época. “Felices para siempre” es más fácil de lograr cuando “felizmente” describe seguridad en lugar de romance, y cuando “para siempre” puede representar poco más de una década o dos. 

Nuestra sociedad puede ver la separación como una fuente de vergüenza, pero no debería ser así. Y tú tampoco deberías. La verdadera vergüenza radica en aferrarse a un ideal obsoleto de pareja que les impide a usted y a su pareja vivir una vida significativa y llena de alegría. 

No seas un hater

Si ha pasado por una separación, probablemente haya notado que la forma en que se representan las rupturas en las películas es, por decir lo menos, poco realista. Las mujeres comen helado en pijama con sus amigas. Los hombres son llevados por sus hermanos a pasar una noche en la ciudad. Entonces, ¡puf! – están listos para seguir adelante.

Las rupturas en la vida real, por otro lado, rara vez son tan simples. Pueden implicar discusiones amargas. Puedes experimentar rabia y dolor en una escala que nunca antes habías experimentado. Usted y su pareja pueden rebajarse a nuevos mínimos a medida que cada uno se esfuerza por lastimar al otro.

Es posible que las rupturas reales nunca sean tan perfectas como en las películas. Pero tampoco tienen que estar crudos y llenos de ira.

Cuando las personas están heridas, lastiman a las personas. Y hay pocas cosas en la vida que duelen tanto como una ruptura seria. De hecho, estamos codificados principalmente para sentir dolor cuando nos separamos de alguien a quien amamos. Mira, cuando perdemos una figura de apego principal, como una pareja, nos sentimos abandonados e inseguros. Y el instinto evolutivo de nuestro cerebro entra en acción. Entramos en el modo de lucha o huida . Nuestra adrenalina aumenta y nuestro cerebro pensante pasa a un segundo plano. Primero, luchamos por mantener nuestra figura de apego principal. Entonces, cuando queda claro que hemos fallado, liberamos nuestra adrenalina en forma de rabia. Eso no es bueno.

Para lograr el cierre después de una separación, necesitamos liberarnos del vínculo primario que alguna vez compartimos con nuestra pareja. Sin embargo, con demasiada frecuencia, simplemente reemplazamos un vínculo positivo, el amor, con uno negativo, el odio. Ese poderoso vínculo negativo puede llevar a las personas a actuar de manera loca durante una ruptura. Por lo demás, las personas sensatas se encuentran acosando a su ex en línea, destruyendo las posesiones de su ex, diciendo cosas hirientes que realmente no quieren decir, y cosas peores.

Sin control, un vínculo negativo puede persistir para siempre. Y mantener vivo un vínculo negativo te impide seguir adelante.

Entonces, ¿cuál es la alternativa a una ruptura tensa y llena de ira? Desacoplamiento consciente. El siguiente consejo para superar una ruptura explica exactamente qué es eso.

Un desacoplamiento consciente es una separación respetuosa, generosa y amorosa

Probablemente hayas oído hablar del desacoplamiento consciente. De hecho, desde que cierta conocida actriz y su esposo músico publicaron en línea un anuncio de ruptura (sí, serían Gwyneth Paltrow y Chirs Martin), las palabras desconexión consciente han entrado en el léxico general. Pero, ¿sabes lo que realmente implica el desacoplamiento consciente?

Imagina una ruptura sincera, caracterizada por la bondad, la generosidad y el perdón. Un proceso de separación que evita esos impulsos primarios de menospreciar, hablar mal o arremeter contra tu pareja. Suena demasiado bueno para ser verdad, ¿no? 

Pero no es una tontería de la nueva era. De hecho, el desacoplamiento consciente tiene sus raíces en la antigua noción budista del karma . Karma enseña que tus acciones hacia los demás son semillas que, cuando se plantan, florecen en tu vida. 

El desacoplamiento consciente aplica este principio en el contexto de su ruptura. Si tu intención es castigar a tu pareja, hacer justicia y vengarte, entonces solo lograrás plantar las semillas de la animosidad y la amargura. Actuar hacia tu pareja con generosidad, amabilidad y perdón invitará a la generosidad, la amabilidad y el perdón a tu vida, así como a la de ellos.

Esencialmente, el desacoplamiento consciente te pide que consideres cómo tus acciones durante la ruptura darán frutos en tu vida. ¿Estás salando la tierra o estás creando un abono fértil del que pueden crecer una nueva vida, nuevos amores y nuevas pasiones?

La última opción suena como la manera perfecta de dejar atrás a tu pareja. Pero el desacoplamiento consciente podría no ser perfecto para todos. Tenga en cuenta que el método no es adecuado para personas atrapadas en una relación abusiva.

Entonces, ¿funcionaría para ti el desacoplamiento consciente? Para responder a esa pregunta, hágase lo siguiente: ¿Tiene un deseo auténtico de terminar su relación y terminarla bien? ¿Se ha perdido toda esperanza de felicidad futura duradera en su relación? ¿Ha hablado de sus sentimientos acerca de su relación con su pareja? ¿Ha tomado medidas concretas para abordar problemas fundamentales en su relación, sin éxito?

Si respondió afirmativamente a estas cuatro preguntas, probablemente sea un gran candidato para el desacoplamiento consciente. Y todo se puede hacer en cinco sencillos pasos. En el próximo consejo para superar una ruptura, explicaremos cuál es el primer paso. 

Necesitas ser dueño de esas emociones de ruptura para poder seguir adelante tras la ruptura

«Hay muchos peces en el mar». “Estás mejor sin ellos”. «No es el fin del mundo.»

¿Por qué estos lugares comunes, que están destinados a aliviar tu dolor, se sienten tan dolorosos en medio de una ruptura? Simple, porque disminuyen tu realidad emocional. Puede que no sea el fin del mundo, pero parece que tu mundo se está acabando. 

El primer paso hacia el desacoplamiento consciente es liberarse de las emociones negativasencontrar la libertad emocional.

Comience por reconocer sus sentimientos. Suena simple, pero durante una separación, puede ser difícil alejarse del torbellino emocional confuso por el que estás pasando. Prueba esto: encuentra un lugar tranquilo y siéntate allí en quietud. Imagina alejarte de tus sentimientos y observarlos con compasión y comprensión. Luego, nombra cada sentimiento uno por uno. Dígase a sí mismo: “Veo que se siente abandonado, humillado, rechazado”. 

Las rupturas generan todo tipo de emociones negativas. No es suficiente reconocerlos. Necesitas liberarlos. Pero no es necesario que los desate en su relación. Hay muchas maneras de expresar lo que sientes sin causar daño. Bailar, cantar, dibujar, caminar o hacer ejercicio: encuentre una manera que funcione para usted. 

Sobre todo, no te avergüences de tus sentimientos ni de su intensidad. Tu profundo dolor, rabia o desesperación es un tributo adecuado al amor que estás dejando atrás.

Una vez que haya clasificado sus sentimientos, úselos como base para nombrar sus necesidades. Si te sientes rechazado, dite a ti mismo: “Veo que necesitas sentir aceptación”. No se apresure a satisfacer esas necesidades todavía. Date un tiempo para absorber lo que sientes y cuáles son tus necesidades. Luego pasa a abordarlos.

Quizás, en el pasado, recurrió a su pareja para satisfacer esas necesidades. Tal vez su relación le ocultó esas necesidades. En su nueva vida, adoptará la práctica sostenible y amorosa de satisfacer sus propias necesidades. Si necesita tranquilidad, piense en cómo puede tranquilizarse usted mismo. 

Asuma la responsabilidad de su parte en la ruptura: ¡es empoderador!

El compañero de Sita la dejó sin previo aviso. Se sintió sorprendida, herida y abandonada. Sita se contó a sí misma, y ​​a su familia y amigos, cómo la habían traicionado.

Otra mujer, Samantha, dejó a su pareja. También se contó a sí misma, y ​​a cualquiera que le preguntara, una historia sobre su separación. En esa historia, el mal comportamiento de su pareja no le dio más remedio que irse.

Tanto Sita como Samantha culparon a su pareja y se victimizaron a sí mismas. Pero aquí está la cosa: Sita y Samantha estaban en la misma relación. 

Jugar a la víctima es una manera fácil de evitar que te culpen por lo que salió mal en tu relación. A nadie le gusta que lo culpen, pero considere esto: reclamar victimismo es reclamar una posición de impotencia. ¿Quieres vivir tu vida como si no tuvieras poder? ¿O quieres dar el segundo paso hacia el desacoplamiento consciente y entrar en tu poder y recuperar tu vida ?

Para comenzar, debe ser honesto consigo mismo sobre las formas en que ha controlado, coaccionado o manipulado emocionalmente a su pareja. Trate de escribir una lista de sus abusos de poder, utilizando un lenguaje neutral y sin prejuicios. Sea tan honesto como le sea posible. 

Eso es bastante difícil, pero luego viene la parte realmente difícil. ¿Todas esas veces que te sentiste víctima? Puede que no hayas sido completamente inocente. Es hora de desmantelar su historia y comprender cómo pudo haberse coludido en su propia victimización. 

Hazte estas preguntas:

Pregunta uno. ¿Con quién estoy resentido y por qué? Por ejemplo: me molesta mi pareja. Hice todo por ellos y no me dieron nada a cambio.

Pregunta dos. ¿De qué puedo responsabilizarme? Por ejemplo: me esforcé por hacer cosas por mi pareja, a pesar de su ingratitud. Esto me ayudó a reclamar mi lugar como víctima.

Pregunta tres. ¿Cómo me ha costado esto en la vida? Por ejemplo: No establecer límites claros les ha dado a los demás la impresión de que pueden aprovecharse de mí.

Pregunta cuatro. ¿Cómo puedo hacer las paces conmigo mismo? Por ejemplo: puedo establecer límites claros y firmes en mi vida en el futuro.

Aproveche esta oportunidad para aprender de las formas en que ha permitido que lo victimicen. Y recuerda las palabras del sobreviviente del Holocausto Viktor Frankl: “El sufrimiento deja de ser sufrimiento en el momento en que encuentra un significado”.

Solo una persona puede romper tus patrones de relación problemáticos: ¡tú!

¿Te consideras desafortunado en el amor? Quizás sus relaciones siempre se esfuman alrededor de los tres meses. Tal vez siempre termines enamorándote de personas con fobia crónica al compromiso. Quizás te han engañado en una relación tras otra.

Aquí está la fea verdad. Tu vida amorosa no está plagada de mala suerte al azar. Estás experimentando los mismos patrones de relación una y otra vez, y tú eres el responsable. 

Cambiar esos malos patrones es exactamente lo que el tercer paso en el proceso consciente de desacoplamiento te enseña a hacer: romper el patrón, sanar tu corazón .

Entonces, ¿cómo romper patrones dañinos? Usemos la historia de Marisol y Brett para explicar. 

Marisol tenía cinco años cuando su padre se fue, el primero de muchos hombres que la abandonarían. Su novio de la secundaria la dejó el día después de la graduación. Su novio de la universidad se puso fuerte, pero luego dejó de devolverle las llamadas. 

Entonces conoció a Brett. Al instante se sintieron atraídos el uno por el otro. Su primera cita fue increíble. Durante el mes siguiente, la pareja se vio con frecuencia y se envió mensajes de texto todos los días. Marisol sintió que su conexión se hacía más profunda. Y luego Brett dejó de enviar mensajes de texto.

Marisol había pasado por esto antes. Decidió adelantarse al dolor de ser abandonada y le envió a Brett un breve mensaje de texto, cortando las cosas. Lo que ella no sabía era que Brett simplemente había detenido el contacto mientras consideraba cómo podía llevar su relación al siguiente nivel. Al final, Marisol se dio cuenta de que Brett no la había abandonado: ella lo empujó a irse. 

¿Cómo rompió Marisol ese patrón de abandono? Ella identificó su fuente de fractura , la historia de origen de su patrón de relación tóxica. La fractura de origen de Marisol estaba siendo abandonada por su padre. De aquí surgió su creencia de que las parejas siempre la dejaban porque no era digna de su amor. Comprender esta creencia ayudó a Marisol a reconocer que a menudo creaba las condiciones que obligaban a sus parejas a irse.

¿Por qué no lo intentas? Trabaje hacia atrás a partir de los patrones que ve en su vida amorosa. ¿Qué creencias sustentan esos patrones? ¿Cuál es la fuente de fractura de la que parten esas creencias? 

Tú y tu pareja pueden establecer una intención que transforme el conflicto en amor

En la época medieval, era común que los nobles emplearan alquimistas . A estos eruditos se les encomendó la tarea aparentemente imposible de tratar de convertir los metales básicos en oro infinitamente más valioso.

¿Qué tiene eso que ver exactamente con su separación? Bueno, el siguiente paso en tu viaje hacia el desacoplamiento consciente es convertir tu animosidad en un amor sin límites.

El cuarto paso en el proceso de desacoplamiento consciente es convertirse en un alquimista del amor . 

Ahora, esos alquimistas medievales nunca lograron convertir metales básicos como el plomo en oro. ¿Sabes por qué? Siempre estaban buscando un ingrediente para agregar. Como descubrió el científico Dr. Glenn Seaborg en 1980, hay una manera de convertir el metal base en oro, pero implica restar, no sumar. Cuando Seaborg liberó tres protones clave del bismuto de metal base, pudo alquimizarlo en oro brillante. 

Entonces, en su viaje para transformar su dolor en amor y alegría, piense en lo que puede restarle a su relación. ¿Qué duele puedes perdonar? ¿Qué sufrimiento puedes liberar? ¿Qué tensiones puedes dejar ir? 

Su asociación puede estar aburrida y empañada con años de desacuerdos y dificultades, pero réstelos y terminará con una pepita de oro: el amor que compartieron al principio. Es probable que no sea suficiente amor para reavivar su relación, pero puede despertar su futuro compartido como exparejas amables y respetuosas.

Antes de emprender la próxima fase de su relación, establezca algunas intenciones con su pareja. Pregúntense unos a otros lo siguiente: 

¿Qué regalos nos ha dado esta relación por los que estamos agradecidos? Por ejemplo: aprendimos a cooperar y comprometernos mientras criábamos a nuestros hijos.

¿Qué queremos llevar de esta relación a nuestras vidas futuras? Por ejemplo: Nos gustaría continuar siendo co-padres con calidez y respeto el uno por el otro.

¿Cómo podemos manifestar esto? Por ejemplo: Nos comunicaremos clara y abiertamente sobre las necesidades de nuestros hijos.

¡De repente, su futuro posterior a la relación se ve dorado!

Es hora de seguir adelante tras la ruptura y entrar en su nueva vida liberada

Parece que todos los cuentos de hadas terminan de la misma manera, con el príncipe y la princesa casados ​​y esas seis pequeñas palabras: Y vivieron felices para siempre. 

Ahora que se está acercando al final de su desvinculación consciente, sabe lo improductivo que es aferrarse a la idea de para siempre. Pero eso no significa que no puedas crear tu propio final de cuento de hadas. Bienvenido a tu felicidad incluso después.

El quinto y último paso en su desacoplamiento consciente es crear su felicidad incluso después de la vida . 

Dentro de una relación, no importa cuán disfuncional sea, la perspectiva de la separación puede parecer el fin del mundo. Pero lo peor que podrías haber imaginado podría ser lo mejor que te haya pasado. Estás liberado. Liberado para reconectarte contigo mismo, para reimaginar tu vida, para restablecer tu rumbo. Estás liberado, si puedes permitirte admitirlo.

Hay todo tipo de factores que pueden obstaculizar su felicidad incluso después. Pero, con cuidado y conciencia, puedes superarlos a todos. Estos son algunos de los obstáculos más comunes en su camino hacia la libertad y la felicidad:

Primero, es posible que hayas decidido «seguir siendo amigo» de tu ex. Tratar de forzar la amistad demasiado pronto puede dejarlo apegado a su ex, impidiendo que ambos sigan adelante. Ahora es el momento de darnos un poco de espacio. Una vez que se hayan curado, pueden encontrar el camino de regreso para forjar una conexión platónica nueva y satisfactoria.

En segundo lugar, es posible que esté pensando en sus hijos. Para los padres, crear una sensación de normalidad para sus hijos es una prioridad máxima. Pero no hay normalidad después de una separación. Fingir que mamá y papá son iguales que antes, solo que en casas diferentes, te mantiene unida a tu ex de forma enfermiza. Y evita que sus hijos procesen su propio dolor e ira. 

Finalmente, es posible que se encuentre atrapado en el doloroso proceso de dividir los bienes. Recuerde, el hecho de que pueda obtener algo no significa que deba hacerlo . Considere el costo mental de pelear con su ex por hasta la última chatarra. A veces, la táctica espiritualmente más rentable es dejar ir con gracia y comenzar una nueva vida.

¡Aprende la nueva jerga!

Ruptura. Divorcio. Ex-pareja. Gran parte del lenguaje en torno a la separación puede parecer inevitablemente negativo. Algunos terapeutas fomentan el uso de términos actualizados y más positivos. No te vas a divorciar; usted está recibiendo una wevorce . No son tu ex; son tu wasband o tu werewife . Tu ex cuñado es ahora tu cuñado . Y si esto te parece demasiado tonto para decirlo en voz alta, solo dilo para ti mismo. ¡Puede que descubras que marcan una gran diferencia!

2 respuestas a ««¿Y ahora… qué?» Cómo superar una RUPTURA AMOROSA»