Las últimas reflexiones de José Mujica, el Presidente más humano

José Mujica se despidió el pasado domingo 1 de marzo de la Presidencia de Uruguay, después de cinco años en los que no ha dejado indiferentes ni a propios ni a extraños por su claridad para expresar unas ideas impropias de un jefe de Estado, incluso en una América Latina plagada de líderes de todo tipo.

Las elecciones de 2009 las gana con un 49% de votos y, con la mayoría parlamentaria, se erige en el segundo presidente de izquierdas de la historia de Uruguay. Como anécdota, Mujica acabó aceptando la sugerencia de sus asesores de cambiar su forma de vestir y tuvo que comprar varios trajes durante la campaña y para su nuevo trabajo como presidente.

En este artículo os dejamos algunas de sus mejores frases y reflexiones.

POBRES Y RICOS   

– “Pobres no son los que tienen poco. Son los que quieren mucho”.

– “El hombre moderno anda siempre abrumado porque, si la economía no crece, es una tragedia”.

– “La economía sucia y la corrupción son plagas contemporáneas cobijadas por ese antivalor que sostiene que somos más felices si nos enriquecemos sea como sea”.

– “No me canso de decir los millones de dólares por minuto que se gastan en el mundo en presupuesto militar. Decir que no hay recursos es no tener vergüenza”.

– “Los indigentes del mundo no son de África o de América Latina, son de la humanidad y ésta debe, como tal, propender a empeñarse en su desarrollo, para que puedan vivir con decencia por sí mismos”.

Su adiós no podía ser distinto: su despedida oficial de los uruguayos fue en un acto en la Plaza de la Independencia de Montevideo, que dejó este discurso de despedida. Este fragmento de su intervención ha sido el más reproducido, por frases como estas:

[Seguimos vivos] mucho más humildes y republicanos porque nos quedó incrustado que nadie es más que nadie”

Sobrios, sin ser ascetas, livianos de equipaje para tener la mayor cantidad de tiempo libre y volcarlo socialmente”

Al cabo de tanto trajín supimos que la lucha que se pierde es la que se abandona pero también, querido pueblo, saber que no hay ningún final sino el camino mismo”

Querido pueblo, gracias por tus abrazos, gracias por tus críticas, por tu cariño y sobre todo por tu hondo compañerismo cada una de las veces que me sentí solo en el medio de la presidencia”

Si tuviera dos vidas, las gastaría enteras para ayudar a tus luchas”

No me voy, estoy llegando. Me iré con el último aliento y donde esté, estaré por ti. Estaré contigo”

¿Te gustó esta historia?
¡Con un "Like" podrás ver muchas más!