15 frases de Agustín de Hipona sobre la introspección, el autoconocimiento y el amor

Agustín de Hipona, el Doctor de la Gracia, San Agustín o “uno de los más grandes genios de la humanidad” —nombre o calificativo—, el más grande pensador o filósofo del primer milenio, nació en la Argelia en su día parte del imperio romano, en el año 354.

"Ama y haz lo que quieras. Si callas, callarás con amor; si gritas, gritarás con amor; si corriges, corregirás con amor; si perdonas, perdonarás con amor. Si tienes el amor arraigado en ti, ninguna otra cosa sino amor serán tus frutos".

AGUSTÍN DE HIPONA| MUHIMU.ES
Cita de Agustín de Hipona: “Ama y haz lo que quieras”

Principios filosóficos y teológicos (resumen)

Ya de muy joven su padre lo envió a estudiar gramática y, seguidamente, mostró un gran interés por la literatura, en especial la griega, y desarrolló una gran elocuencia en sus discursos, hasta tal punto que rápidamente se hizo famoso en Cartago, donde estudió. Allí descubrió otras de sus pasiones, el teatro; además de seguir sus estudios en filosofía. En uno de sus libros más importantes, Confesiones, haría eco de su juventud para criticarla.

Su búsqueda de la verdad, lo llevó a emprender un viaje a Roma, donde se convirtió, gracias a Símaco, en magister rhetoricae en la actual Milán. Fue justamente por culpa de su rival en la oratoria en Milán, Ambrosio de Milán, por lo que se convirtió al cristianismo, pues Ambrosio le había acercado a Plotino y a Pablo de Tarso, cuyos escritos lo convencieron por completo.

agustín de hiponia - frases austeridad (ama y haz)

La palabra de Dios

Sin parar de escribir y propagar la palabra de Dios, Agustín volvió a sus orígenes, dejando tras de sí a su madre, Santa Mónica, reconocida por la Iglesia como ejemplo de mujer cristiana, que murió en Ostia, antes de cruzar el mar.

Una vez en África, San Agustín vendió sus propiedades y repartió los beneficios entre los pobres, y se pasó a la vida monacal, buscando siempre la soledad y el aislamiento, encerrado en sí mismo. El lugar más idóneo donde encontrar la verdad, la palabra de Dios y el amor y así poder expresarlo en sus pensamientos escritos.

agustín de hiponia - frases fe y creencias

Ama y haz lo que quieras

A continuación, unas frases que ayudan a comprender al primer gran pensador de la era cristiana:

Su cita más famosa sobre la toma de decisiones basada en el amor:

Ama y haz lo que quieras. Si callas, callarás con amor; si gritas, gritarás con amor; si corriges, corregirás con amor; si perdonas, perdonarás con amor. Si tienes el amor arraigado en ti, ninguna otra cosa sino amor serán tus frutos”.

Agustín de Hipona

Su visión de la pobreza: rico es quien menos necesita

“Pobre no es el que tiene menos, sino el que necesita infinitamente más para ser feliz”.

Su frase en defensa del pacifismo:

“La paz es un bien tal, que no puede apetecerse otro mejor, ni poseerse otro más provechoso”.

agustín de hiponia - frases felicidad

La mejor cita sobre el poder de los actos frente a la palabra:

“Si cantas solo con la voz, por fuerza tendrás al fin que callar; canta con la vida para no callar jamás”.

Describe con una frase el poder de la mente similar al “El secreto”:

“La fe consiste en creer lo que no vemos, y la recompensa es ver lo que creemos”.

Sobre el verdadero Dios y adoración:

“Los hombres no deben adorar a otro dios sino sólo al que puede hacerlos felices”.

Sobre el orden y el caos del universo :

“Cuida el orden para que el orden te cuide a ti”.

Una frase donde asemeja la caridad y solidaridad a la justicia social:

“Donde no hay caridad no puede haber justicia”.

agustín de hiponia - frases ama y haz lo que quieras

Una reflexión religiosa pero que pone el amor por encima de todas las cosas:

“El amor es una perla preciosa que, si no se posee, de nada sirven el resto de las cosas, y si se posee, sobra todo lo demás”.

Una invitación a no hacer las cosas por obligación (ni tan siquiera las buenas):

“Nadie hace bien lo que hace por fuerza, aunque sea bueno aquello que hace”.

Agustín también ponía en valor el viajar y conocer el mundo:

“El mundo es un libro, y quienes no viajan leen sólo una página”.

Lo único que Dios te pide:

“Haz lo que puedas, Dios no te pide más”.

Servir a Dios en la Tierra:

“Señor, concédeme lo que me pides y pídeme lo que quieras”.

El jardín de la Iglesia:

“En el jardín de la Iglesia se cultivan: las rosas de los mártires, los lirios de las vírgenes, las yedras de los casados, las violetas de las viudas”.

Un filósofo y teólogo que ofrecía recursos de autoayuda y superación:

“Conócete. Acéptate. Supérate”.

¿Te gustó esta historia?
¡Con un "Like" podrás ver muchas más!