A muchos nos pasa lo mismo: encendemos la televisión o el ordenador, vemos las noticias, escuchamos lo nuevo sobre corrupción, desempleo, violencia machista y un largo etcétera de temas sobre nuestro país y pensamos: “¡ojalá hubiese nacido en otro lugar!“. Muchos españoles, por ejemplo, miran con envidia la vida de los alemanes, daneses, holandeses y nórdicos; pero ¿qué hay de verdad en estos “celos sociales”? Tenemos idealizados ciertos países y subestimamos otros por culpa de ideas preconcebidas y, en muchas ocasiones, prejuicios e informaciones erróneas.

La calidad de vida en un país y otro se mide según varios factores como los ingresos, la calidad de la sanidad pública, la esperanza de vida o la tasa de desempleo, entre otros. La web If It Were My Home (Si fuese mi hogar) ha conseguido indexar todos estos factores de una manera muy divertida y visual para mostrarnos cómo de diferente serían nuestras vidas si hubiésemos nacido en un país y otro.

En tan solo un vistazo podemos visualizar nuestro día a día si nos mudásemos a Estados Unidos, Angola o China. Si hacemos un ejercicio mental un poco mayor, podríamos imaginar cuán diferente sería nuestra vida, nuestra familia y nuestra sociedad si hubiésemos nacido en Sudán, Nueva Zelanda o México.

If It Were My Home tiene en cuenta los siguientes factores para medir la calidad de vida: el coste sanitario, el gasto de gasolina, el de electricidad, el dinero que ganas, la mortalidad infantil, el número de hijos, la esperanza de vida, la distancia entre clases sociales, la probabilidad de estar desempleado y la de contraer una enfermedad de transmisión sexual como el sida.

Es verdad que el proyecto no es perfecto ya que no tiene en cuenta aspectos sociales y culturales como la situación de la mujer, del colectivo LGTB o de las minorías étnicas y religiosas en el país en cuestión. Sin embargo, es un maravilloso ejercicio de ficción para ayudarnos a entender cómo se vive en otros lugares del mundo y, así, comprender un poco mejor a la situación de muchas personas.

Te recomiendo que trastees con la aplicación y veas con tus propios ojos la realidad de nuestro planeta.

¿Te gustó esta historia?
¡Con un "Like" podrás ver muchas más!


¿En qué país te gustaría haber nacido?


¿Quieres recibir más historias como esta por email?

Suscríbete a nuestra Newsletter: