Muere Muhammad Ali, boxeador pero también un luchador social que peleó por sus ideales

“En el cuadrilátero hay un árbitro para detener el combate si un combatiente está en riesgo de sufrir demasiado. El boxeo no tiene nada que ver con la guerra y sus ametralladoras, sus bazookas, sus granadas y sus bombarderos” Durante una manifestación contra la guerra de Vietnam en 1967

Muhammad Ali o Mohamed Ali o Cassius Marcellus Clay, Jr. fue un boxeador estadounidense considerado el mejor de todos los tiempos. Fue una figura social de enorme influencia en su generación, en la política y en las luchas sociales o humanitarias a favor de los afrodescendientes y del islam. Demostró tanta habilidad con los puños en el ring como con las palabras fuera de él. Una leyenda que se autodenominaba como “el más grande” no sólo entre las cuerdas y que dejó algunas de las mejores frases de la historia.

Tras su retiro del boxeo, Muhammad Ali ha permanecido como una de las personalidades más reconocidas en el mundo. Para convertirse en una celebridad fue determinante que en su juventud coincidiera con otras figuras de la política, música, arte y literatura de los años 1960; y también contribuyeron sus atrevidas opiniones sobre los temas más polémicos de su tiempo, como el racismo, la religión y la política.

“Nunca cuento las flexiones que hago. Sólo cuando empiezan a doler, esas son las que cuentan de verdad. Eso es lo que te hace ser un campeón”

“Nunca cuento las flexiones que hago, sólo cuando empiezan a doler. Esas son las que cuentan, las que te hacen ser campeón”.

“Me encantaría que todo el mundo quisiera al resto de la gente como me quieren a mi. El mundo sería un lugar mejor”.

“Floto como una mariposa y pico como una abeja. No puedes golpear lo que tus ojos no pueden ver”

“Servir a otros es el costo que pagas por tu estancia aquí en la tierra”

“Un hombre que ve el mundo a los 50 igual que a los 20 ha perdido 30 años de su vida”

“¿Creéis que el mundo se ha sorprendido por la dimisión de Nixon? Esperad a que le parta el culo a George Foreman. Vuelo como una mariposa, pico como una abeja, sus puños no pueden tocar lo que sus ojos no pueden ver. Ahora me ves, ahora no me ves. George cree que puede pero yo sé que no. Ya me he batido contra un cocodrilo, ya he luchado contra una ballena. La semana pasada maté una roca, herí una piedra y envié al hospital a un ladrillo. Soy tan malvado que vuelvo enferma a la medicina” Antes de volver a ganar el título tras una victoria ante Foreman el 30 de octubre de 1974

“El deseo de ser el mejor tiene que ser más grande que cualquier habilidad”

“No cuentes los días. Haz que los días cuenten”

“Soy el más grande. Ya lo decía antes siquiera de saber que lo era. Si lo digo lo suficiente convenceré al mundo de que realmente yo soy el más grande”

“Dios me dio la enfermedad de Parkinson para mostrarme que era un hombre como los demás, que tenía debilidades como todo el mundo. Es todo lo que soy: un hombre”

MuhammadAli-fotografia-oldskull-12 MuhammadAli-fotografia-oldskull-11 MuhammadAli-fotografia-oldskull-10 MuhammadAli-fotografia-oldskull-07 MuhammadAli-fotografia-oldskull-06 MuhammadAli-fotografia-oldskull-05 MuhammadAli-fotografia-oldskull-04 MuhammadAli-fotografia-oldskull-03 MuhammadAli-fotografia-oldskull-02 MuhammadAli-fotografia-oldskull-01

Fotografías OldSkull

“Imposible es sólo una palabra que usan los hombres pequeños para los que es más fácil vivir en el mundo que les ha tocado antes que intentar encontrar el poder que tienen para cambiarlo. Imposible no es algo real. Es una opinión. No hay nada imposible”.

¿Te gustó esta historia?
¡Con un "Like" podrás ver muchas más!