Tropezó y cayó dolorosamente cuando lideraba una carrera. Lo que hizo después desconcertó a todos. 1

Tropezó y cayó dolorosamente cuando lideraba una carrera. Lo que hizo después desconcertó a todos.

En 2008 Heather Dorniden, una atleta que lideraba la carrera de 600 metros sufrió una aparatosa caída cuando faltaba una sola vuelta para la meta. Todo estaba perdido, ¿verdad? Los asistentes jamás imaginaron lo que ocurriría al final de esta competición.

https://www.youtube.com/watch?v=G3WCuadSykk

Heather nos demuestra con su actitud un envidiable afán de superación. “Si caes diez veces, levántate once” indica la sabiduría popular. La vida está llena de tropiezos y solo aquellos que se levantan y siguen adelante son los que llegan a cruzar la meta. El esfuerzo de cada uno nos ayuda en lo personal, pero si aplicamos el esfuerzo en colectivo:

La civilización no dura porque a los hombres (y las mujeres) sólo les interesan los resultados de la misma: los anestésicos, los automóviles, la radio. Pero nada de lo que da la civilización es el fruto natural de un árbol endémico. Todo es resultado de un esfuerzo. Sólo se aguanta una civilización si muchos aportan su colaboración al esfuerzo. Si todos prefieren gozar el fruto, la civilización se hunde, José Ortega y Gasset

Deja una respuesta