¿Vives una situación de violencia machista? Este violentómetro te saca de dudas

Muchos se preguntan desconcertados cómo puede llegar una mujer a una situación de malos tratos y no hacer nada para remediarlo. La cuestión es muy compleja y en la violencia de machista podemos distinguir diferentes fases o ciclos, cada uno de ellos diferenciados y que pueden detectarse fácilmente si sabemos cómo.

Esta escala de tres peldaños ha sido creada por la Unidad Politécnica de Gestión con Perspectiva de Género (UPGPG) del Instituto Politécnico Nacional de México.

No olvidemos que el síndrome de Estocolmo también es un factor importante en estas situaciones y denunciamos aquí el que es el mayor mito a la hora de salir de ellas: “si ella quiere, se puede ir”. Es fácil comprender la falsedad de esta afirmación si recurrimos a la indefensión aprendida, un hecho que prácticamente todos hemos vivido.

Son múltiples los factores que debemos considerar antes de asumir a la ligera que la mujer puede decidir en cualquier momento poner fin a una relación tóxica: el sometimiento (aprendido), el miedo que puede sufrir a represalias si le deja, el aislamiento y la todavía tolerancia de parte de la sociedad hacia la violencia de género, son algunos de ellos.

Nueva mujer nos resume en este interesante vídeo ilustrado las diferentes fases de violencia que pueden darse en una relación de pareja.

Fase amarilla: la violencia está presente y aumentará

En esta fase sufres bromas hirientes, te miente, te ignora, te controla, te ridiculiza, se pone muy celoso. El 70% de las víctimas de violencia en el noviazgo son mujeres.

Fase naranja: reacciona y pide ayuda

Agrede jugando, destruye objetos personales, te encierra o aísla de los demás, te golpea. La violencia machista se inicia con el control de la vestimenta, las redes sociales o las decisiones y, en el peor de los casos, termina en golpes.

Fase roja: huye, tu vida está en peligro

Fuerza una relación sexual, te viola, te amenaza de muerte, te amenaza con objetos o armas, te mutila, te asesina. Según ONU Mujeres, el 35% de las mujeres en todo el mundo ha sufrido violencia por parte de su pareja.

Desde muhimu, seguimos intentando prevenir y erradicar la violencia machista en cualquiera de sus manifestaciones. Por favor, ayúdanos a difundir el mensaje y a concienciar a la sociedad de que la solución pasa por una actuación conjunta.

El machismo mata. Que el miedo no te paralice, ¡denuncia!

¿Te gustó esta historia?
¡Con un "Like" podrás ver muchas más!