La evolución de los cuentos infantiles no deja de sorprendernos gratamente. Si bien los cuentos tradicionales transmitían valores favorables para los niños y niñas como la amistad; en temas de género y sus roles, suelen mandar mensajes excesivamente sexistas y adoctrinantes. Por suerte, las editoriales últimamente han avanzado mucho en este sentido y está apostando por temáticas diferentes. Uno de los proyectos que más nos han impactado es la propuesta de filosofía visual llamado Mundo Cruel de Wonder Ponder.

La realidad es compleja y los niños experimentan sentimientos de miedo, asco, dolor, agresividad, vergüenza… que no siempre puede expresar con nadie ni desvelar ante sus padres. Son ideas, sentimientos y formas de experimentar la realidad que no suelen tratarse en los sistemas educativos tradicionales. Y los padres, no cuentan con las herramientas adecuadas para tratar esos temas con ellos.

_k-ze0oiQT5nhBnvlTXf1bL3MtEXowxx7MPctCPtifk

Las cajas Wonder Ponder están diseñadas para mirarlas, leerlas y pensar sobre ellas en contextos familiares, lúdicos o educativos.

Las imágenes que acompañan el post pertenecen al primer volumen de la editorial y han sido realizadas por Ellen Duthie, Daniela Martagón y Raquel Martínez. Estas artistas visuales intentan despertar la conciencia en los niños y los invita a reflexionar de forma «seriamente divertida» sobre la crueldad.

El resto de imágenes son similares: representan escenas curiosas y preguntas intrigantes que invitan a la reflexión y al diálogo familiar, estimulando el desarrollo de un pensamiento crítico y facilitando la construcción de opiniones.

6NSWrBV3hai1XDjZbEMwxGmLNtM_XUqxDoHWpXH_6WU

Uno de los proyectos que más nos han impactado es la propuesta de filosofía visual llamado Mundo Cruel de Wonder Ponder.

a_RVfj0MPrIeAMuiMj3gW6jQBGKbY7XYb3SPdSP-slwohmF5LfD1nO00RO_w-UjnvPNrLZ2S6K9EOW0_FNQWUM

GKJly00PH9s2YwlnMX7n0q-g4kAHHx2D8NWq2ebTIOY

Xa7Sptgz41g1PwDgs_pKtPjS1MBLMxrSErNVdmiTLOM

¿Por qué nos han gustado tanto? porque estos libros nos hacen más libres al no imponer un mensaje, un valor o una moraleja, sino algo mucho más importante: de dialogar con los niños. Wonder Ponder no es solo una alternativa educativa, es una invitación al diálogo entre padres e hijos.

XrScYhhXTm_4N1TIALO4HuP-UQzy4O_oA0fc8y8yuqw

A veces no nos paramos a pensar la complejidad de las cuestiones que realizan los niños y lo cierto es que en su mayoría son preguntas filosóficas mucho más interesantes que las que nos planteamos los adultos.

 


¿Quieres recibir más historias como esta por email?

Suscríbete a nuestra Newsletter: