No sabía como conectar con su hija y ambos encontrar la forma de emocionar a millones de personas en todo el mundo

Me encanta este vídeo que compartimos hace unos días donde una familia que viaja en coche, en lugar de poner un video a su hija para que permanezca callada (y aislada) en la parte de atrás, deciden cantar juntos. A los niños les encanta cantar, bailar, interpretar… pero sobre todo, hacerlo junto a sus seres queridos. Este padre (Jorge Narvaez) y su hija lo hacen especialmente bien pero la historia que hay detrás de ellos, será lo que más te sorprenda:

El padre, Jorge Narvaez, es además de la primera persona graduada de universidad de su familia, uno de los principales líderes de la iniciativa Reality Changers, un programa de liderato para jóvenes de escuela superior.

Pero en su casa, Jorge es solo un «papá» que le cantaba a sus hijas todas las noches hasta que un día, cuando las pequeñas empezaron a cantar, grabarlas y subirlas a su canal de YouTube.

Originario de Guadalajara, México, Jorge Narvaez comenzó en la música gracias a su madre y se refugió en ella, como una forma de terapia tras la separación de su esposa, con quien actualmente comparte la custodia de sus dos hijas y también por la inesperada deportación de su madre.

Para el cantante, la separación de su madre, con quien inmigró a los Estados Unidos cuando niño huyendo de un padre alcohólico, ha obligado a sus nietas a crecer sin su abuela. Pero esto no les ha dividido. Por el contrario, son una familia mucho más unida a través de la música.

Esto también lo demuestra ya que por encima de la fama o el dinero, para Jorge lo más importante es mantener la salud emocional y física de su familia, por lo que hasta el momento ha denegado varias ofertas de importantes cadenas televisivas por no considerar que cumplen con el bienestar y la educación de sus hijas.

De hecho, más allá de pasar un buen rato y divertirse, Jorge busca también que sus seguidores puedan aprender a través de su vida que:

“Lo más importante es ser realmente feliz, y recordar mirar atrás y honrar tu camino; siempre me recuerdo mirar hacia atrás y dar a otros. Y esta es mi forma de retribuir: compartir mi vida y mostrarle al mundo que está bien sentarse con sus hijos y jugar con ellos, y no deben tener miedo de hacerlo”.

Un buen ejemplo a seguir, ¿no creen?.

Publicamos noticias de reflexión que hacen de este mundo un lugar mejor Pero TE NECESITAMOS ¡Ayúdanos compartiendo esta noticia entre tus amigos y tus redes sociales!