«Ocupa, resiste, produce», el nuevo manifiesto económico que hará repensar tu vida 1

«Ocupa, resiste, produce», el nuevo manifiesto económico que hará repensar tu vida

«La toma (The Take)» es una película grabada a modo de manifiesto económico donde se acerca al espectador a la vida de gente común que reclama trabajo, dignidad y democracia integral. También intenta mostrar lo obsoleto y contraproducente de los sistemas políticos representativos y la necesidad de la democracia directa tanto en la vida comunitaria como en el lugar de trabajo:

Es un documental de 2004 pero que en los últimos meses ha vuelto a ponerse de plena actualidad después del debate abierto que se vive en Europa a raíz de lo sucedido con Grecia y que plantea a todos los países miembros qué Europa están construyendo.

Está realizado por Naomi Klein y dirigido por Avi Lewis. Naomi Klein es una periodista e investigadora canadiense de gran influencia en el movimiento antiglobalización y el socialismo democrático. Su ruptura con la globalización implicó el estudio de las influencias del capitalismo de finales del siglo XX y del sistema de la Tercera Vía, así como en el impulso del sistema de economía neoliberal y sus efectos en la cultura moderna de masas.

Take Poster 300dpi

Centrado en la toma de una fábrica recuperada por sus trabajadores bajo control obrero como forma de lucha en contra de la globalización en el marco de la crisis argentina y las movilizaciones ciudadanas entre 2001 y 2002) y un gran número de artículos periodísticos y políticos. Sus frases de presentación son “Despide al jefe” y “Ocupar, resistir, producir“.

La principal crítica consiste en afirmar que el film no diferencia entre la supuesta violación del “derecho de propiedad” sobre los medios de producción -el cual es ensalzado- y los derechos republicanos y democráticos. Muchas empresas recuperadas rechazaron la película porque para ellas no muestra la realidad del proceso, para ellos enmarcado más por la línea del cooperativismo, el mercado social y la no violencia, sino que pretendería identificar sesgadamente a todas las empresas con un sector marginal de extrema izquierda,v iolento y pro-nacionalización.

la-toma

Los distintos procesos mediante los cuales se gestaron las “empresas recuperadas“, tienen una constante (la recuperación de espacios productivos por parte de los principales actores, los trabajadores) y luego múltiples variables y condicionantes históricas. El documental busca reflejar la constante común a todos los procesos de “recuperación” y a la vez, las particularidades específicas del caso mostrado.

¿Un mundo de iguales? Bienvenidos al mundo de los pares

Si la economía es la ciencia que se encarga de la gestión de bienes escasos y limitados… ¿que sucede si entramos en una era de abundancia? (aunque no lo parezca, el sistema de producción actual, por ejemplo, produce lo suficiente para alimentar al doble de su población).

En un artículo publicado en Medium, Robin Chase presenta su respuesta a esa pregunta: “Adiós capitalismo, estamos entrando en la Era de la Abundancia. El viejo modelo de gigantes corporaciones (si no has visto el documenta “La Corporación“, deberías verlo) está abriendo paso a un nuevo modelo de colaboración entre los trabajadores. El índice, la introducción y el primer capítulo del libro Peers Inc. pueden leerse (en inglés) en la vista previa que ofrecen Amazon y Google Books.

“A lo largo del último siglo las empresas hicieron dinero acumulando: activos, propiedad intelectual, trabajadores.

En la nueva economía colaborativa propone compartir bienes y volverlos parte de una red, ya sean plataformas, asientos vacíos o dormitorios. Siempre van a generar más valor y lo van a hacer más rápido. Piensen en la enorme pérdida de potencial humano atado en patentes, derechos de autor, secretos comerciales, certificaciones y credenciales. Esas marcas del exceso de capacidad de la vieja economía capitalista, luchando por encontrar la luz del día. En la nueva economía colaborativa, la innovación no tiene límites.

Más mentes trabajando juntas siempre van a ser exponencialmente más inteligentes, con más experiencia y mejor equipadas que unas pocas que trabajan dentro de una sola compañía o gobierno. En estas enormes y organizadas redes, podemos siempre contar con que va a aparecer la persona correcta (con las habilidades, contactos, experiencia y locación necesaria).

Los capitalistas dirán que estamos conducidos por el interés propio y por lo tanto somos incapaces de compartir. Pero yo creo que el interés propio nos llevará a compartirlo todo”.

… pero lo realmente importante es ¿qué opinas tú?

Deja una respuesta