El anuncio de la SuperBowl que despertó una oleada de odio racial

2014 ha estado marcado por campañas publicitarias que puede ayudar, además de vender ciertos productos, para sensibilizar. Las agencias nos han mostrado su opinión sobre  la guerra, la diversidad racial y hasta el amor. Sin embargo, algunos han sido criticados por intentar hacer de este mundo mundo un lugar mejor.

En pleno auge de las protestas ciudadanas por los brotes de racismo que se suceden en el país, Cheerios volvió a despertar el debate racial cuando buscaba el efecto contrario:

El motivo fue el anuncio que lanzó durante la final de la SuperBowl en donde mostraba una familia interracial compuesta por un afroamericano, una madre blanca y su hija mestiza.

Este sencillo anuncio escandalizó a muchos racistas del país que despertaron de sus cavernas y escribieron comentarios tan agresivos como que el anuncio les daba “ganas de vomitar” y que debían matarlos a todos.

Los ataques se fueron de control a tal grado que YouTube obligó a retirar cientos de comentarios xenófobos del video oficial.

 

Historias como estas nos recuerdan que aún queda mucho por hacer. Es por esto que existen canales como Muhimu, para recordarnos lo que es importante e intentar ayudar a difundir mensajes que hagan de este mundo un lugar mejor. Ayúdanos compartiendo las noticias que más te gusten.

¿Te gustó esta historia?
¡Con un "Like" podrás ver muchas más!