En el cielo, las nubes crean a los bebés, humanos y animales, y las cigüeñas son las encargadas de llevárselos a sus mamás y papás. Estos dos son los protagonistas de este fantástico corto de Pixar sobre el origen de la vida.

¿El problema? Nuestra nube “parcialmente nublada” se encarga de crear y transportar a cocodrilos, tiburones, erizos, etc.

Ponte cómodo y disfruta del mejor corto de Pixar.

“El hombre nace libre, responsable y sin excusas”, – Jean-Paul Sartre

Mientras que a algunas cigüeñas les tocan perrines dulces que les lamen la cara, a nuestra cigüeña protagonista Peck le tocan animales mucho más complicados y difíciles de llevar. Los cocodrilos muerden, los erizos pinchan y los tiburones ya ni te quiero contar.

Ante la desesperación por tan ardua tarea, Gus, nuestra nube, piensa que la cigüeña la ha abandonado por otra nube con bebés más dulces, pero no es así. Ella no se da por vencida y vuelve con un casco y una buena protección para el cuerpo para poder seguir con su misión.

Si parecía complicado hacer un corto tan dulce, Pixar nos vuelve a sorprender con Parcialmente Nublado. Y es que traer al mundo a un bebé y criarlo no siempre es todo lo fácil que nos gustaría, pero siempre merece la pena.

Este precioso corto se estrenó junto con Up, la película (en la que abuelo y niño suben a las nubes) también de Pixar que guarda estrecha relación con Parcialmente Nublado.

Tanto por el desarrolo de la historia como por el nivel técnico, se decía que este corto iba a ser el mejor realizado por Pixar hasta la fecha. Creo que no se han equivocado.

Amigos míos, pedid a Dios la alegría. Sed alegres como los niños, como los pájaros del cielo, -Fiódor Dostoievski (1821-1881) Novelista ruso

¿Quieres recibir más historias como esta por email?

Suscríbete a nuestra Newsletter: